Activistas de guardia.

activismoCuando oigo decir a una persona que es un activista de algo normalmente me pongo a la defensiva, es así, no puedo evitarlo.

Me invade una sensación de escepticismo, incredulidad y prudencia que creo que se traduce hasta en el rictus de mi cara y mi lenguaje corporal.

Y no es porque crea que el activismo es malo, no. El problema no es ese, el activismo es necesario, conveniente; algo que habría que inventar caso de no haberse hecho ya.

El activismo es un medio para modificar cuestiones que la sociedad, el tiempo o la costumbre se han encargado de convertir en disfunciones cotidianas que hay que cambiar o erradicar. No me perderé en ejemplos. Seguir leyendo

Uso de cookies

Desde mi nube utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR